La Administración Bush todavía no puede enderezar su política de atención a la salud

|

La Congresista Diana DeGette afirma "esta es la dirección equivocada para la política de atención a la salud en los Estados Unidos"

A través de su gestión, la Administración Bush ha trastornado el proceso democrático y socavado el acceso de la atención a la salud de millones de estadounidenses. Hemos visto esto muchas veces en los últimos ocho años, como es el último intento de la Administración para restringir el acceso a la anticoncepción con todavía otra reglamentación propuesta.

La propuesta de reglamentación del Departamento de Salud y Servicios Humanos (DSSH) requeriría que cualquier institución de salud que reciba financiamiento federal, certifique por escrito que ninguno de sus empleados está obligado a apoyar de forma alguna los servicios médicos que encuentren objetables.

En respuesta, la legislación que hemos recientemente presentado al Senado y a la Cámara de Representantes, evitaría que el DSSH continúe avanzando con esa peligrosa reglamentación. Este intento de última hora de la Administración Bush para restringir el acceso a la atención de la salud reproductiva no solamente es abusivo, sino que también amenaza el acceso de todas las personas a otros servicios vitales de atención a la salud. La Administración Bush continúa poniendo su ideología extremista por encima de las políticas adecuadas de salud pública, aún en los días finales de su existencia.

VÍNCULOS:

http://www.huffingtonpost.com/rep-diana-degette/bush-administration-still_b_145614.html

 

Suscríbase

 

FacebookTwitterlinked ingoogleYoutubeVimeoPinterestRssRss