Jill Sheffield: Apoyar a las mujeres: No es una petición, sino un imperativo

|

Carta de: Jill Sheffield, Presidenta de Women Deliver

Hace unas cuantas semanas tuve la oportunidad de hablar ante el Parlamento canadiense, en el Comité Permanente sobre la Condición de la Mujer, acerca de la importancia de invertir en las mujeres como estrategia de desarrollo global. Por su parte, Canadá se prepara para ser el país anfitrión de las Reuniones Cumbre del G8/G20 en tan sólo unas semanas, donde las y los dirigentes mundiales conocerán una iniciativa sobre salud materna.
 
Yo reflexioné sobre la inmensa oportunidad – más que la responsabilidad fundamental – que Canadá tiene este año para mostrar al mundo el verdadero liderazgo en salud materna. Las mujeres de todas partes y el mundo entero, necesitamos un liderazgo valiente y compromisos amplios de financiamiento. Yo no creo que sea necesario recordar a persona alguna lo mucho que está en juego.
 
A pesar de las optimistas estadísticas recientes que sugieren que las tasas de mortalidad materna han disminuido (una gran noticia, sin duda), la dura verdad es que incluso una sola muerte materna, y no digamos varios cientos de miles de ellas, siguen siendo demasiadas. Esto es cierto tanto en California, como en Camboya.
 
 
FUENTE: The Huffington Post (U.S.)
 
FECHA ORIGINAL: 05/25/2010

Suscríbase

 

FacebookTwitterlinked ingoogleYoutubeVimeoPinterestRssRss